Arryn Ehtyll

Ir abajo

Arryn Ehtyllpor Arryn Ethyll, el Miér Nov 14, 2018 10:16 pm
Arryn Ethyll










Aqueste rubio nació de un breve —aunque intenso— amorío entre una joven campesina y un elfo que, como no, acabó dando lugar a un embarazo que, si bien fueron buenas nuevas para la madre, el padre no las recibió con agrado. En los días posteriores al anuncio, huyó hacia las lejanas tierras élficas sin montar demasiado escándalo: cogió su elegante corcel albino y nunca más se le volvió a ver.

A pesar de que todas las personas cercanas a Beatriz, quien puso el vientre, y todas las vecinas más cotillas del lugar aceptaron con bastante facilidad la jugarreta del orejudo, ésta no terminó de asimilar la fuga de su amante. Se refugió en la idea de que volvería y rindió, casi de manera enfermiza, un extraño culto alrededor del ausente. De ahí el nombre razonadamente élfico del joven, que, aunque nacido más humano que elfo, su madre le quiso igual —aunque de igual manera hubiera preferido que éste hubiera heredado las orejas de toda la panda de saltimbanquis que constituían la mal querida línea paterna—.

Aproximadamente a la edad de 16 años Arryn descubrió que tenía aptitudes para la magia. No fue algo que quiso hacer público, así que no se lo contó a nadie a excepción de su madre. Veréis, aunque ya no se persiguen brujas y bien haya leyes o decretos que protegen al mago, todavía hay personas que no han abandonado sus ideas arcaicas acerca de éstos: cuanto más se aleja uno de las grandes ciudades, más probable es encontrarse a alguien con ganas de organizar una pira en la plaza del pueblo y comenzar a quemar infieles, actividad que por cierto, lleva más de un siglo siendo ilegal. Eso no quita que haya algunas comarcas o aldeas remotas que sigan practicándolas de vez en cuando, pero como llevo todo esto tiempo intentando decir, no es lo normal. De todas maneras, aquel no era el caso de la aldea donde vivía ese tal Arryn Ethyll, pero como bien dicen los sabios y los precavidos, mejor prevenir que curar y por eso se limitó a contárselo a una sola persona.

Es así como su madre le mandó a la capital para que estudiara en la Real Institución de Aprendizaje de Magia con el fin de que sacara a la luz toda la sangre élfica que llevaba en las venas, dejándola sola de nuevo, aunque esta vez, orgullosa.

Tras iniciar el curso al año siguiente, a través de un ritmo de trabajo lento, descuidado y no demasiado constante, consiguió labrarse en poco tiempo la enemistad tanto de compañeros como de profesores dada a su desquiciante habilidad de no tener filtros sociales y decir lo primero que se le pasa por la cabeza. Aunque a pesar de su parsimonia a la hora de hincar codos, descifrar runas o lanzar hechizos a diestro y siniestro, ha adquirido unas bases en todas las ramas básicas de la magia, destacando posiblemente y sin saberlo en la magia de curación.

Y es así, con 17 años y a punto de cumplir los 18, acabó por unirse en el segundo cuatrimestre a un grupo de cazadores de monstruos con el inocente propósito de estar solo un año con ellos, pues de esta manera le convalidaban algunas asignaturas y no podía negarse a algo así, aunque no tampoco le entusiasmaba demasiado.

Lo único que, a raíz de algunos pequeños inconvenientes y cosillas sin importancia, como interrumpir al rector en mitad de una conferencia y retarle en público, se le ha vedado la estancia a todas las instalaciones de la institución a excepción de la Sala de Pruebas de manera indefinida. Para alguien que no esté acostumbrado al funcionamiento de la Real Institución de Aprendizaje de Magia, el presente estudiante Arryn Ethyll no tiene acceso a espacios como las aulas, el comedor, los dormitorios, la biblioteca, los laboratorios de alquimia, el campo de entrenamiento, entre otros; pero sí que tiene el derecho de realizar los exámenes correspondientes. Vamos, que no puede asistir a clases ni tiene un lugar donde practicar la mayoría de hechizos (pueden tener algunos efectos muy devastadores), ni puede sacar grimorios, pero si puede examinarse y pasar o repetir curso.

Resumidamente: en el plano académico está muy jodido.

¿Qué por qué el decano…? Bueno, nadie sabe muy bien por qué. Podrían haberlo expulsado sin más y ya.


Arryn Ethyll
Mensajes : 3
Fecha de inscripción : 11/11/2018
Ver perfil de usuario

Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.